2. El Jardín japonés

Déjate llevar por tu sentido del oído a través del sonido del agua.

En la tradición sintoísta, Suijin es la deidad del agua, y existen numerosos Kami de origen Agua. Algunos en las cascadas de los ríos y otros en las profundidades de los mares, en el hielo o en las nubes.

Más del 75% de nuestra materia es agua, así que podemos decir y sentir con propiedad que somos agua.

Te proponemos algo bonito y positivo para dejarte llevar esta vez por tu sentido del oído, y que pongas tu Hi, o “intención plena” en sentirte lo que en gran parte eres: agua.

Te invitamos acercarte al agua del estanque, moja tus manos y sintiéndote con mucho respeto parte de ella, preséntate como ya sabes Hola soy [tu nombre], soy Naturaleza, soy belleza

Ahora busca un lugar donde escuches el agua moverse, un lugar donde estar con comodidad para relajarte, incluso tumbarte y cerrar los ojos si te apetece.

Te proponemos un viaje a través del agua.

Haz 3 respiraciones profundas, cierra los ojos y concéntrate en el sonido del agua: 1, 2, 3…

El torrente de montaña limpio que corre entre rocas haciéndose su lugar…

Cada ola que rompe en una playa… bloque de hielo frio, sólido y duro como una roca… que se derrite con la caricia del Sol…

Nube cargada de agua que dibuja formas en el cielo, y se enfada y explota en tormenta con rayos y truenos.